Programa de alimentación

PROGRAMAS DE ALIMENTACIÓN POR ETAPAS

Nacimiento 

El potro recién nacido debe ser capaz de pararse casi inmediatamente y deberá tomar calostro dentro de las primeras dos horas después de nacido. El calostro le proporciona al neonato anticuerpos, confiriéndole inmunidad pasiva durante varios meses, además de gran cantidad de nutrientes (proteína, grasa y minerales). Sin embargo, si la madre del potro no puede amamantarlo por cualquier razón, éste deberá ser amamantado artificialmente. Para esta acción es importante saber que el potro mama de 60 a 70 veces al día, ingiriendo un promedio de 320 a 440 gramos de leche por toma, es decir, un total de consumo de 10 a 15 litros de leche por día. Pero cuidado, el potro no puede tomar cualquier leche, por ejemplo la leche de vaca no es digerida por el caballo; por el contrario, la leche de cabra funciona perfectamente, pero debe ser rebajada con un poco de agua tibia (36-38°C) para no provocarle un choque térmico.

Los primeros días es necesario alimentar al potro cada dos o tres horas y se le debe enseñar a que beba la leche en una cubeta lo más pronto posible. Es importante ofrecerle pequeñas cantidades de alimento Pell-Rol Junior y henos de excelente calidad, alrededor de la segunda semana de edad para que comience a comer poco a poco el alimento sólido Esta práctica también es recomendable para los potros que permanecen con su madre, pero se debe colocar en un comedero inaccesible para la yegua, para que cuando llegue la etapa de destete, se alimente sin problemas y regularmente.

 

 Crecimiento 

Si durante los primeros 6 meses de vida el potro está mal alimentado, tendrá poco crecimiento y desarrollo corporal, estando predispuesto a presentar problemas en articulaciones y huesos (epifisitis, osteocondrosis, tendones contraídos, etc.). Pell-Rol Junior a libre acceso, reduce la incidencia de estas enfermedades ortopédicas, ya que compensa la disminución de la producción láctea de la yegua, complementa la calidad nutritiva del forraje, ofrece un adecuado balance de cobre, zinc y biotina para evitar anemia y tener cascos y cartílagos articulares sanos y fuertes y contiene niveles óptimos de lisina para favorecer la síntesis de músculo. Ofrecerlo junto con henos de buena calidad.

 

Destete 

La mayoría de los potros se destetan a los 6 meses para conceder a la yegua una pausa en la lactación y de esta manera, llegue en mejores condiciones al siguiente parto. En esta etapa los animales pierden peso, pero los potros habituados al alimento sólido desde el crecimiento no experimentan una fuerte baja de peso y no es tan estresante el cambio. Sin embargo, uno o dos días antes de destetar al potro se le debe restringir el concentrado totalmente, con la finalidad de que vacíe la glándula mamaria de su madre y no exista un excedente de leche en ella, evitando problemas de mastitis.

Además del forraje de buena calidad se puede seguir proporcionando Pell-Rol Junior, pero a razón de 500-750g por cada 100 kg de peso corporal del animal o se puede sustituir paulatinamente por Pell-Rol Clásico, Pell-Rol Sprinter Mix, Gro’n Race combinado con avena o Caballo Ganador/ Alimento para caballos (Consultar las cantidades específicas en la etiqueta de cada producto).

Añojos  

Por lo general el caballo joven necesita comer más concentrado que forraje, pero si se usa un forraje de escasa calidad, es necesario aumentar la cantidad de concentrado Pell-Rol Junior, Pell-Rol Clásico, Caballo Ganador/ Alimento para caballos, o se puede usar un concentrado de mayor energía como Pell-Rol Sprinter, Pell-Rol ¼ de Milla, Pell-Rol Sprinter Mix o Gro’n Race dependiendo del ritmo de crecimiento deseado.   Etapa  Edad (meses)  Concentrado (%)  Heno (%)  Potro lactante  1-5  Libre acceso  Libre acceso  Potro destetado  6  70  30  Añal  12  60  40  Añal  18  45  55

 

 Yeguas gestantes 

Desde que se confirma que la yegua está preñada hasta el séptimo mes de gestación, un pasto de buena calidad y un alimento concentrado de la línea Pell-Rol (para yeguas de alto valor) o Caballo Ganador/ Alimento para caballos, son suficientes para satisfacer todas sus necesidades de nutrientes. Hay que tener especial cuidado en la dieta de la yegua gestante en el último tercio de la gestación y los primeros 3 meses de lactación, ya que durante esta etapa tiene que cubrir sus necesidades corporales y las del potro que comienza a crecer rápidamente.

Cerca del octavo mes de gestación, la yegua disminuye su capacidad de ingerir alimento porque el producto ocupa mucho espacio dentro del abdomen de la madre, por ello los alimentos voluminosos como la pastura deben ofrecerse en menor cantidad y aumentarse paulatinamente los concentrados, ya sea de la línea Pell-Rol o Gro’n Race. Es igualmente importante no alimentar excesivamente a las yeguas de vientre porque puede traer como consecuencia la presencia de cólicos o laminitis.

Recomendaciones:Una buena opción es ofrecerle a la futura madre alimentos laxantes en pequeñas cantidades como el salvado y la linaza Someter a la hembra a ejercicio moderado para evitar problemas de parto.

Cuando se acerca el momento del parto, algunas yeguas rechazan el alimento, disminuya la ración de concentrado y deje que la yegua coma cuanto heno de buena calidad quiera.

Después del parto, el primer alimento puede ser salvado, ya que es apetitoso y fácil de comer. En las 24 hrs que preceden al parto, a la yegua se le debe dar heno de buena calidad y concentrados de alta energía.

 Yeguas lactantes 

En esta etapa la yegua tiene que mantenerse en buen estado de salud y excelente estado físico, por lo que hay que evitar que pierda peso para que la siguiente monta tenga éxito y quede gestante. Sin embargo, la sobrealimentación de la yegua la predispone a mastitis, cólicos o laminitis.   Guía de productos maltaCleyton para yeguas gestantes y en lactación Etapa  Duración  Alimento  Yegua gestante  8 meses de gestación

-Pell-Rol Sprinter Avena -Gro’n Race -Caballo Ganador/ Alimento para caballos

-Caballo Ganador 12%  Últimos 3 meses de gestación

-Pell-Rol Clásico

-Pell-Rol Sprinter

-Pell-Rol Sprinter Avena

-Gro’n Race

-Pell-Rol ¼ de Milla  Yegua en lactación  Primeros 3 meses

-Pell-Rol Clásico

-Pell-Rol Sprinter

-Gro’n Race -Pell-Rol ¼ de Milla  3-6 meses*

-Pell-Rol Clásico

-Pell-Rol Sprinter

-Gro’n Race -Pell-Rol ¼ de Milla

Sementales 

En general a los sementales se les debe proporcionar una dieta de mantenimiento a base de forraje y alimento concentrado de la línea Pell-Rol o Caballo Ganador para que mantengan en buen estado de carnes. Durante la temporada de las cubriciones puede resultar difícil alimentar a los sementales, ya que se niegan a comer y pierden peso. Por ello se deben alimentar con alimentos concentrados de alta energía como los recomendables para hembras gestantes en el último tercio, a razón de 0.75-1 kg por cada 100 kg de peso corporal.

Caballos trabajando 

Los caballos que realizan algún deporte que requiere de un fuerte entrenamiento diario, necesitan mayor cantidad de alimento y sobre todo mayor cantidad de energía. Esta energía la aportan los alimentos altamente energéticos como Pell-Rol Clásico, Pell-Rol Sprinter, Pell-Rol Sprinter Mix, Pell-Rol ¼ de Milla, Caballo Ganador y el suplemento nutricional Gro’n Race, ya que son elaborados con cereales precocidos y rolados al vapor para aumentar la digestibilidad de sus almidones. Sin embargo, para los caballos de carreras, ha sido diseñado especialmente Triple Corona, que gracias al proceso de extrusión al que es sometido, incrementa notablemente la digestibilidad de sus ingredientes y permite además la mayor inclusión de grasa, con lo cual adquiere una alta concentración energética para un mejor desempeño atlético y evitar la perdida de peso.

 

II GENERALIDADES ZOOTÉCNICAS

Peculiaridades del caballo

El caballo es un herbívoro cuyo aparato digestivo se caracteriza por un estómago poco voluminoso y un intestino muy desarrollado. El estómago es pequeño comparado con el tamaño del caballo (13-23 ℓ de capacidad) y se vacía rápidamente en función del consumo de alimentos. Tiene forma de “J” y está situado por debajo del diafragma, unido al esófago a través del cardias; el cual es una potente válvula que se abre en un solo sentido, lo cual no permite que el gas o alimento sean regurgitados, es decir regresados a la boca. Por ello, el caballo no puede vomitar ni eructar y el exceso en la producción de gas, puede provocarle un cólico grave.

Por otra parte, el estómago lleno ejerce presión sobre el diafragma, evitando que el caballo llene de aire sus pulmones; de tal manera que, es importante no trabajar fuerte hasta que mínimo haya pasado 1 hora después de la comida.

 Consumo de alimento , estimaciónes.

Guía de consumo de alimento diario en caballos °(kg MS/100 kg de peso vivo)* °Caballos  Forraje (kg) °Concentrado (kg)  Total (kg)   Mantenimiento  1.5-2.0  0-0.5  1.5-2.5  Yeguas gestantes (últimos 3 meses)  1.0-1.5  0.5-1.0  1.5-2.5  Yeguas lactantes (primeros 3 meses)  1.0-2.0  1.0-2.0  2.0-4.0  Yeguas lactantes (3-6 meses)  1.0-2.0  0.5-1.5  1.5-3.5  Añales  1.0-1.5  1.0-2.0  2.0-3.5  Dos añeros  1.0-1.5  1.0-1.5  2.0-3.0  Trabajo ligero  1.0-2.0  0.5-1.0  1.5-3.0  Trabajo moderado  1.0-2.0  0.75-1.5  1.75-3.5  Trabajo intenso  0.75-1.5  1.0-2.0  1.75-3.5

*Guía basada en las recomendaciones del N.R.C. (National Research Council).

Sin embargo, la dieta de los caballos depende de su condición corporal y de la frecuencia y duración del ejercicio.MS = Materia Seca

En general, la capacidad de ingestión de los caballos se expresa en relación al peso vivo. Por otro lado, esta capacidad de ingestión es relativamente elevada: así una yegua de 500 kg puede consumir 7.5- 10 kg de alimento diarios en gestación y de 10- 15 kg durante lactancia.  Esta capacidad de ingestión alta y relativamente variable, permite combinar los aportes de forraje y concentrado en la ración a fin de satisfacer las necesidades de los animales. Si bien los caballos son monogástricos, sus dietas deben contener altos niveles de fibra, alrededor del 20%, para evitar trastornos digestivos. Sin embargo, la complementación con concentrados es muy necesaria, pero al mismo tiempo obliga a mantener un equilibrio indispensable entre ambos aportes.

 Reproducción 

Los caballos alcanzan la madurez alrededor de los 5 años, la yegua puede producir varias crías en su vida, la cual puede ser hasta de 25 años.  La yegua es una hembra poliéstrica estacional; es decir, tiene varios celos pero sólo durante una época del año, coincidiendo con los meses de mayor cantidad de horas luz. Comienzan en primavera (febrero o marzo) y dejan de tener ciclos después del verano. Como consecuencia, teniendo en cuenta que la gestación en los equinos dura alrededor de 11 meses (337-345 días), la mayoría de los potros nacen en primavera.

Es importante señalar que en el caso de los caballos de carreras (Pura Sangre Ingles, Cuarto de Milla, Trotones) se ha establecido el 1º de enero de cada año como la fecha oficial de “cumpleaños” de los caballos para facilitar el manejo, por este motivo también es importante que los potros nazcan entre los meses de enero y mayo.  El celo dura entre 5 y 7 días y entre un celo y otro, pasan de 21-25 días.

Recomendaciones :  Si se piensa utilizar a los caballos para tareas reproductivas lo mejor es que comiencen estas actividades a los cuatro años. La yegua gestante puede trabajar normalmente hasta los 5 meses. De los 6-9 meses, el trabajo debe ser más suave. Desde los 9 meses y hasta el parto, la yegua puede hacer un ejercicio ligero y ningún tipo de esfuerzo.

El cordón umbilical lo debe cortar la yegua o el potro al pararse; si se hace manualmente, se debe tomar el cordón de 2 lugares, torcerlo y arrancarlo, no se debe cortar con nada punzo cortante. Inmediatamente después hay que colocar yodo al 5% en el ombligo del potro y limpiarle la nariz para que respire. Lo ideal es que la yegua se encargue del potro y nuestra intervención será útil en caso de que se presente algún problema.

 

 Herraje 

El uso del caballo ha hecho que se deba proteger el casco con herraduras, sobretodo en las superficies duras o ásperas, debido a que desgastan en forma irregular el casco. El herraje se debe realizar cada 35 a 45 días, no importando el estado que presenten las herraduras, ya que debemos recortar lo porción que ha crecido porque altera el ángulo del miembro, lo cual modifica el andar del caballo. Se debe recortar la orilla y parte de la palma del casco, en caso de que las herraduras se encuentren en buenas condiciones, pueden volver a colocarse.

Recomendaciones :  El recorte del casco debe ser ligeramente mayor en la parte anterior (llamada pinza) que en la parte posterior (llamada talón). Un error que se comete es clavar la herradura y recortar lo que sobra.

 

 III ENFERMEDADES

Bacterianas

Enteritis duodenal Salmonelosis Linfangitis Ulcerativa Sinusitis Neumonía Pleuresía Gurma equina Artritis Tétanos

Virales 

Anemia infecciosa equina Influenza equina Encefalitis equina venezolana Arteritis viral equina Encefalitis equina del este Rabia Encefalitis equina del oeste Rinoneumonitis viral equina

Parasitarias 

Piroplasmosis Trombosis iliaca Intusucepción Cólico verminoso Habronemiasis Sarna

 Por Hongos 

Tiña equina

Por Mal Manejo 

Síndrome Cólico Ulcera gástrica y duodenal Colitis Impactación estomacal o cecal Azoturia o Enf. del Lunes Desplazamiento del colón mayor.